¿Quién soy y qué hago?

Mi nombre es Ismael González Díaz, un sevillano del 87.

Me gustan las siestas en la playa, el pan con aceite para desayunar y leer acompañado de un buen café, mate o vino de Oporto. Me gusta la filosofía oriental, el cross-fit, cocinar y recorrer España con mi cámara a cuestas.

Presentación de la persona hecha; ahora lo importante:

¿A qué me dedico y cómo puedo ayudarte?

La verdad es que me resulta difícil responder a la primera parte de esa pregunta. 

Aunque me presento como diseñador web y consultor SEO y llevo ya unos años dedicado a ello, el trabajo técnico es el que menor relevancia tiene para mí. 

Para entender a qué me dedico creo que es mejor preguntarme, ¿qué necesitan mis clientes?

Pues mis clientes normalmente suelen necesitar algo más que un diseño. Tienen ideas, tienen planes y objetivos -más o menos definidos- pero les falta un contexto y no saben cómo llegar a realizarlos.

Mi trabajo consiste en responder esas dudas, compartir mi experiencia y aconsejar un plan de acción.

  • Ayudo a mis clientes a consolidar una marca potente y que transmita confianza;

  • Les doy herramientas y pautas para ganar visibilidad y posicionarse como una autoridad en su sector;

  • Reviso sus contenidos para asegurar que cumplen con el objetivo para el que fueron pensados;

  • Les doy ideas para rentabilizar su negocio y les aconsejo honestamente: si creo que sus ideas tienen puntos débiles se lo haré saber.

  • Ah y también redacto, diseño y posiciono páginas webs ;-).

Mi filosofía de trabajo

Para ser un profesional serio, es necesario tener principios serios.

Venga, cuéntame algo personal

Si has llegado hasta aquí es porque quieres saber un poco más sobre la persona que te habla.

1

Soy hijo de profesores de filología hispánica y clásicas. Nací rodeado de libros en una casa donde, a la hora de comer, se discutía sobre raíces etimológicas y reglas sintácticas. Años después, aquello me resultó muy útil para dedicarme a la redacción y corrección de contenidos de manera profesional.

2

Mi historia comienza en la Universidad de Sevilla, donde me sumergí en el arte de la pintura y me licencié en Bellas Artes. Aún con pintura fresca en las manos, completé mis conocimientos en CEADE con un máster en diseño gráfico.

Al terminar, expuse en galerías, hice de crítico de arte y redactor en una revista digital del sector. Después de un tiempo, cuando lo conocí en profundidad, comprendí que el arte contemporáneo y yo seguíamos caminos distintos. No iba a ser parte de esa pantomima.

3

Durante unos años trabajé como fotógrafo. No me fue mal, pero con el tiempo descubrí que aquello no estaba hecho para mí. Es muy estresante eso de andar corriendo detrás de la novia y de su cuñado.

Soy un tipo tranquilo al que le gusta tener las cosas bajo control. El sector digital es mucho más predecible y repetible en sus resultados, por eso me gusta tanto.

4

Gracias a mi aventura en el mundo del arte contemporáneo, encontré una herramienta distinta para pintar: las palabras. Así descubrí el copywriting y, casi sin querer, el marketing digital.

Me lancé entonces a una maratón de libros y cursos, aprendiendo de grandes maestros en el campo como Rosa Morel o Isra Bravo.

5

Entonces llegó la pandemia, y con ella, bastante tiempo libre. Eso me permitió adquirir nuevas habilidades.

Decidí sumergirme en SEO y programación front-end, utilizando la misma estrategia de aprendizaje intensivo que había empleado anteriormente. Con la educación a distancia en auge, aproveché recursos como Sabandijers, SEOWarriors, Codeacademy y FreeCodeCamp.

Para consolidar mis conocimientos en SEO, aposté por realizar un máster avanzado en Webpositer Academy, una de las academias de SEO más prestigiosas de España (si no la que más).

Échale un vistazo a mi perfil de LinkedIn y compruébalo ;-)

6

Gracias a este intenso viaje, me puedo ya autodefinir como un "profesional tipo T".

Este término se refiere a alguien con un conocimiento amplio en varias áreas (la barra horizontal de la 'T'), pero con una especialización profunda en una vertical (la barra descendente de la 'T'). Hay quien llama a esto multipotencial, hay quien lo llama "ser un disperso".

Hay muchos libros escritos sobre si es mejor especializarse o ser un generalista. Yo no le doy muchas vueltas, es el camino que he andado: soy un generalista con una especialización. 

+4

Cuatro datos curiosos más:

  • Hablo griego moderno fluido porque viví en Atenas y Salónica unos años. Soy un enamorado de los Balcanes y de la cultura e historia del Mediterráneo oriental.

  • Desde los 15 años levanto pesas -vamos, que estoy fuerte-. El crossfit y la calistenia forman parte de mi día a día.

  • Descubrí el yoga a través de un cliente satisfecho que me invitó a sus clases. Unos años después, obtuve mi certificación oficial como profesor de hatha yoga. No ejerzo como tal, pero controlo bastante del tema (e incluso sé contar hasta diez en sánscrito).

  • La fotografía de viajes es mi refugio: conozco España de punta a punta y he visitado veintitantos países. Disparo en analógico y yo mismo revelo los rollos en mi laboratorio personal.

Escríbeme

Pregúntame sobre cualquier cosa que se te ocurra

Te responderé muy pronto, leo el correo casi a diario y no suelo tardar más de 48h, aunque si es fin de semana o festivo quizás tarde algo más.

Puedes utilizar el formulario adjunto o escribirme directamente a info@llamadmeismael.com.

Acepto*